10 consejos para limpiar y cuidar tu calzado 4 December 2020

Cuidados del calzado¿Te gustaría sentir que estrenas zapatos cada día? Conseguir que tu calzado favorito se mantenga perfecto temporada tras temporada es fácil, siempre que les proporciones un mantenimiento adecuado. Te contamos todo sobre los cuidados del calzado que debes tener en cuenta para lograrlo, con la limpieza y la nutrición como elementos claves, además de otras muchas recomendaciones. ¡Sigue leyendo y toma nota!

 
Índice de contenidos

  1. Kit básico del calzado
  2. Limpiadores para calzado
  3. Nutrición para preservar el brillo, el color y la elasticidad
  4. Abrillantado: el toque final perfecto
  5. Consejos de aplicación
  6. Plantillas para alargar la vida útil de tus zapatos
  7. No olvides los cordones
  8. Calzadores, mucho más que comodidad
  9. Almacenaje adecuado
  10. Si tienes dudas, ¡confía en los expertos!
  1. Kit básico del calzado

Para comenzar ¿cuáles son los elementos imprescindibles para los cuidados del calzado? Dentro de este kit básico necesitaremos contar con una gamuza o un trapo de algodón o franela y un cepillo de lustre, que nos servirá tanto para la limpieza como para el abrillantado. Los de mayor calidad son los de crin de caballo, aunque también puedes optar por una esponja para abrillantar.

Lo ideal es contar con al menos dos cepillos, uno para los tonos claros y otro para tonos oscuros. Estos útiles nos permitirán aplicar los productos limpiadores, betunes y cremas nutritivas de forma óptima y conseguir un resultado final impecable, tal y como te explicamos a continuación.

  1. Limpiadores para calzado

Los cuidados del calzado siempre deben comenzar por una buena limpieza. El catálogo actual de limpiadores para zapatos cuenta con infinidad de opciones: limpiadores en espuma, en spray o líquidos, limpiadores para suelas, limpiadores en seco para materiales como ante o nubuck…

Para aplicarlos, usa una esponja o un cepillo y distribuye el producto de forma uniforme, con movimientos circulares. Después, retira los restos de suciedad y el exceso de producto con un trapo húmedo y limpio y deja secar al aire.

  1. Nutrición para preservar el brillo, el color y la elasticidad

¿Con el paso del tiempo tus zapatos favoritos han perdido su brillo o su color? Las cremas, ceras, espumas y lociones hidratantes están formuladas para hidratar la piel y conservar su flexibilidad, protegerla de la humedad y reavivar su lustre y su color, para que vuelvan a brillar en todo su esplendor.

Su aplicación es similar a la de los limpiadores, distribuyendo el producto sobre los zapatos limpios con un trapo o un cepillo y retirando después, con un trapo húmedo. Puedes encontrar cremas para todo tipo de materiales, desde piel a malla, textil o materiales combinados, disponibles en diversos tonos y colores.

  1. Abrillantado: el toque final perfecto

El último paso en esta guía básica de cuidados del calzado es el pulido o abrillantado. Este proceso debe realizarse siempre en seco, preferentemente con una esponja o cepillo de lustre, que nos facilitará mucho la tarea. También existen cremas, ceras y productos específicos para abrillantar, muy recomendables para calzado de piel. Dependiendo del material de nuestros zapatos, quizá sea preciso repetir el proceso un par de veces para conseguir el resultado deseado.

  1. Consejos de aplicación

Una vez que ya contamos con todo lo necesario, ¿cuáles son los pasos a seguir? Como hemos comentado anteriormente, la limpieza constituye el primer paso en cualquier rutina de cuidados del calzado, utilizando siempre un producto adecuado al material de nuestros zapatos.

Respecto a los tratamientos nutritivos, los expertos en calzado recomiendan dejar actuar este tipo de productos durante al menos 12 horas, para que penetren en la piel en profundidad. Mientras los zapatos se secan, recuerda mantenerlos alejados de fuentes de calor, como estufas o radiadores, que podrían dañar la piel.

  1. Plantillas para alargar la vida útil de tus zapatos

Aunque normalmente las usemos por su comodidad, incorporar unas plantillas a tu calzado diario también te será de gran ayuda para alargar su durabilidad, al disminuir el roce en el interior. Las plantillas mejoran el ajuste del calzado, haciendo que resulte mucho más cómodo. De hecho, reducen la presión y el esfuerzo muscular ejercido al caminar.

Las plantillas de invierno, además, aportan un aislamiento adicional frente a la humedad y las bajas temperaturas, para brindar un confort térmico óptimo.

  1. No olvides los cordones

Con los consejos de limpieza y cuidados anteriores conseguirás tener tus zapatos siempre en perfecto estado de revista pero recuerda también revisar tus cordones. Estos accesorios también deben ser lavados con regularidad para eliminar polvo y suciedad y, en caso de rotura o deterioro, puedes renovarlos con una inversión mínima.

Además, más allá de su función principal, los cordones para zapatos también pueden ayudarte a darles un estilo diferente, gracias a la extensa gama de modelos disponible: planos o redondos, en colores clásicos o a la moda, como los cordones de colores flúor o combinados, cordones elásticos, ideales para niños o calzado deportivo… Y si buscas glamour para estas fiestas, ¡atrévete con los cordones dorados o plateados!

  1. Calzadores, mucho más que comodidad

Aunque calzarse y descalzarse se haya convertido en un acto casi automático, este proceso también tiene su importancia desde el punto de vista del cuidado del calzado. Forzar los zapatos con los dedos puede llegar a dañar el contrafuerte posterior y deformar su forma.

Los calzadores son los complementos del calzado más adecuados para evitarlo, de uso extremadamente sencillo. Incluso existen modelos con mangos más largos, diseñados para que incluso aquellas personas que tengan dificultades para agacharse puedan calzarse con comodidad y un esfuerzo mínimo.

  1. Almacenaje adecuado

Cuando llega el momento del cambio de armario y queremos guardar los zapatos de la temporada saliente, las hormas o pernitos son accesorios muy útiles para mantenerlos en perfecto estado hasta que necesitemos volver a usarlos. Estos complementos para calzado permiten que este conserve su estructura, evitando que se comben o se deformen.

Los expertos recomiendan el uso de hormas o pernitos de madera ya que, además de cumplir con la función anterior, también absorben la humedad, lo que resulta fundamental para preservar los zapatos de piel.

  1. Si tienes dudas, ¡confía en los expertos!

¿Necesitas productos aptos para pieles o textiles delicados, como el ante, el raso o el terciopelo?  ¿Buscas limpiadores específicos para zapatillas deportivas? Si tienes dudas, en tu zapatería de confianza pueden informarte en detalle sobre las diferentes opciones que te ofrece la oferta actual de productos de cuidados del calzado y ayudarte a encontrar la solución más adecuada para tus necesidades particulares.

Siguiendo estos sencillos consejos de mantenimiento, además de conseguir alargar la vida útil de tus zapatos, también lograrás que sigan luciendo tan bonitos como el primer día, ¡durante muchos años!

Si quieres obtener más información acerca de los cuidados del calzado, no dudes en visitar la Revista GQ.

Artículos relacionados:

One Comments
zapatos de lujo online January 27th, 2021

Unos consejos muy apropiados y útiles! Se nota que sabéis bien de lo que habláis por vuestra experiencia. Saludos

Responde